Se logran impactos sustanciales con las alternativas sustentables para el manejo de plagas en el Hub Bajío

• La estrategia del Hub Bajío proyecta la intensificación y continuidad para lograr la mejora de los rendimientos en la región, la disminución en la aplicación de plaguicidas de alto impacto y el uso de las alternativas sustentables para el manejo de plagas.

Por: Divulgación-CIMMYT.

22 de junio de 2018.

342 n2Bajio mapÁlvaro Obregón, Mich.- El impulso que el Hub Bajío del CIMMYT ha dado a la estrategia de Manejo Agroecológico de Plagas (MAP) en la comunidad de Ampliación La Mina, municipio de Álvaro Obregón, Michoacán, rinde sus primeros frutos y logra que éste se establezca como un referente estatal y nacional de la innovación sustentable para el manejo de plagas. Desde el 2013, gracias a MasAgro y a la estrategia del Hub Bajío para impulsar el MAP, se proyecta la intensificación y continuidad para mejorar los rendimientos, disminuir considerablemente la aplicación de plaguicidas de alto impacto y, sobre todo, promover el uso informado de las alternativas sustentables para el manejo de plagas en la región.

El doctor Fernando Bahena —investigador del INIFAP, experto en MAP y colaborador del CIMMYT— y la ingeniera Silvia Hernández Orduña, gerente del Hub Bajío-CIMMYT, en compañía de representantes de la Secretaría de Desarrollo Rural y Agroalimentario y de Sanidad Vegetal, así como de productores cooperantes y productores líderes de organizaciones agrícolas de la región, realizaron una visita a parcelas de la comunidad donde se instalaron trampas con feromonas para el manejo del gusano cogollero para compartir las experiencias de los productores cooperantes en la implementación de acciones para el manejo de plagas con alternativas sustentables.

Esto se logró con el apoyo de colaboradores del programa de Extensionismo, que con el enfoque sustentable de MasAgro, el CIMMYT y el INIFAP ha logrado la instalación de una cantidad considerable de trampas con feromonas, generando gran impacto en la región. En 2016 se instalaron 70 trampas, en 2017 se incrementó a 853 y, para finales de junio de 2018, se han instalado 768. Durante el mes de julio continuará la instalación de trampas y se proyecta contar con más de 1,000 trampas en toda la región.

Durante el recorrido, la ingeniera Silvia Hernández reconoció la participación decidida de los productores y enfatizó que, sin su capacidad de innovación, no sería posible la intervención de los colaboradores del programa de Extensionismo Estatal y de la Junta Local de Sanidad Vegetal para gestionar la adquisición de las trampas a costos accesibles para los productores, además de la participación del CIMMYT, el INIFAP y MasAgro para la generación de capacidades que permitan la instalación correcta de las trampas, el desarrollo de actividades de monitoreo y la integración de las tecnologías de MAP con las prácticas de la Agricultura de Conservación.

Francisco José Ruíz Guerrero, jefe del Distrito Desarrollo Rural 092 SAGARPA en Morelia, destacó que es necesario dar continuidad y fortalecer la coordinación entre la SAGARPA y la estrategia MasAgro, liderada por el Hub Bajío, para continuar con el desarrollo de capacidades en el uso de tecnologías sustentables para llevar a cabo el Manejo Agroecológico de Plagas, lograr disminuir la aplicación de plaguicidas y mejorar rendimientos en la región. Así mismo, esta coordinación ayudará a que los extensionistas de diversos programas y agencias aprovechen las capacitaciones que brinda el CIMMYT para que en un futuro cercano se consolide esta práctica en todo el estado.

Saúl Calderón Fuentes, coordinador de la Junta Local de Sanidad Vegetal —Generalísimo Morelos— en el valle de Morelia-Queréndaro, habló de la necesidad local de disminuir la aplicación de químicos para el manejo de plagas y promover el manejo cultural, biológico e integral a través de la interacción con extensionistas y con la asesoría del CIMMYT, MasAgro y el INIFAP. En 2016 se empezó a otorgar feromonas a productores y técnicos con un bajo costo de recuperación. Fuentes agregó que en 2017 se entregaron alrededor de 12,500 piezas de feromonas y en 2018 se espera tener 24,000 piezas de feromonas a disposición de los productores.

Estas acciones son resultado de la estrategia implementada por el equipo del Hub Bajío-CIMMYT y su red de colaboradores para impulsar la práctica de la Agricultura de Conservación y el Manejo Agroecológico de Plagas, para que en un futuro próximo se escale para aplicarse a nivel estatal, y así mejorar los rendimientos de forma sustentable y con respeto por el ambiente y los recursos naturales.

 342 n2Bajio map2